VIAJES Y EXCURSIONES




Excursión  a Cardeña
ERRORES

                 h
Uno que a veces
se equivoca
     Hay quien dice que, algunos, de los errores aprenden. Debe ser así, pues si todos lo aprendieran, el mundo estaría lleno de sabios. Entre la multiplicidad de errores que cometemos, algunos seguro que nos pasan desapercibidos, mientras que otros son mas notorios y nos pueden o deben hacer recapacitar. Hagamos repaso de dos ellos: un tanto intrascendente y otro, que por aceptar a la práctica docente, debe de inducir un cambio.

     En el curso 2012-2013 se llevó a cabo una actividad consistente en cambiar libros entre alumnos, fundamentalmente. Se trataba de que los alumnos, profesores y familias, aportaran libros que ya habían leído, que no le gustaban, que tenían repetidos etc. Por cada libro y en función de su estado y número de páginas, se les daba una serie de puntos, que después canjeaban por otro libro que formaban parte de este fondo.

     El curso 2013-2014 se trató de repetir esta iniciativa y se hizo coincidir con el día del libro (23 de abril). En esta ocasión le llamamos TruequeLibro; se hicieron carteles, se fue clase por clase explicando la actividad, se descatalogaron algunos libros de la Biblioteca para aportarlos al fondo. El resultado: un tremendo fracaso.Nadie aportó ningún libro, ni nada que le pareciera.

     El curso anterior tampoco fue para echar cohetes, pero algún libro se cambió. ¿Qué ocurrió en este caso ? Pues si le echamos la culpa a otros (como es constumbre), se debe a la falta de interés por la lectura, a que se compran pocos libros, y por ello, creemos que la culpa ha sido de la mala, cuando no pésima, planificación. Aunque se hizo publicidad, el tiempo dedicado a la campaña fue muy escaso, coincidió con la vuelta de vacaciones de Semana Santa, con excursiones de varios días de grupos del centro . En fin, un desastre, sin paliativos.

     El otro error fue la planificación de una excursión de cuarto de ESO, concretamente en una visita al Parque Natural de la Sierra de Cardeña y Montoro.j Se pretendía que los alumnos conocieran el Parque , pero tambíen su vegetación, su geología, suelo, fauna; pero al final se convirtió en una simple actividad de senderismo, con baño incluido. Por experiencia, sabemos que si la actividad incluye para un tentempié, después es una tontería que nos empeñemos en explicar algo: la persona entra en un estado de cuasi letargo, de siesta. Sabido esto, casi todas las explicaciones se centran antes del bocadillo, que se procura demorar lo más posible. pero, ¿qué ocurrió antes? Pues que a las explicaciones atendían cuatro gatos, a pesar de que antes de la excursión se les había "amenazado" con que tenían que entregar un resumen de lo explicado. Incurrimos en dos errores que en otras actividades de este tipo y en cursos anteriores no hemos tenido: en primer lugar, a los alumnos no se les entregó un protocolo de la actividad para que fueran cumplimentándolo ni se les informó de los objetivos de la misma y, en segundo, la falta de sincronía de la actividad con lo que en ese momento se estaba tratando en clase, de tal forma que los alumnos no poseían parte de los conocimientos necesarios para resolver las cuestiones que se les debía haber planteado.

     ¿ Por qué no se hizo así? En primer lugar porque la "excursión" fue más bien un premio de consolación por no haber hecho una excursión a las minas de Almadén (que sí se correspondía, en el tiempo, con los contenidos que se estaban tratando). En segundo, por lo aducido anteriormente: es difícil plantear y estudiar algunas cuestiones en el campo si no se tiene, al menos, una ligera base teórica previa. Y en tercero, ¿por cierta dejadez? o ¿por confiar en que a lo largo del trayecto los alumnos se entusiasmarían con el paisaje, la vegetación, la fauna ?

     En cualquier caso, creo que hemos aprendido de los errores (pero no hemos llegado a ser sabios) y ya estamos preparando material para cuadernos de campo para futuras excursiones y también hemos aprendido que es necesario cambiar el itinerario, pues, aunque no se ha dicho, los alumnos se fatigaron, cansaron, sudaron, quejaron, despotricaron, de forma casi generalizada. Total, por siete kilómetros de nada.
     


flecha
Volver

"Este curso el TruequeLibro fue un desastre, sin paliativos, un tremendo fracaso."





"El otro error fue la planificación de la excursión de  cuarto de ESO al Parque Natura de la Sierra de Cardeña y Montoro."